UNIVERSIDADES ALERTAN CRISIS FINANCIERA Y ACADÉMICA

Visto: 3091

Fuente: El día Digital http://m.eldia.com.bo/

Las 11 universidades públicas que pertenecen al Sistema Universitario Boliviano,  en las últimas horas decidieron declararse en estado de emergencia. El argumento principal es la crítica situación financiera en el que se encuentran, tanto que no cuentan con recursos disponibles ni para pagar los sueldos de abril a trabajadores y docentes.

 

“Nos encontramos en iliquidez económica. Si el gobierno no nos escucha, pese haber enviado diversas notas, prácticamente la crisis económica nos pondrá en situación insostenible, sin poder cubrir obligaciones con los docentes y por consiguiente, pondrá en duda la continuidad académica”, sintetizó, Max Mendoza Parra, Secretario del Presidium del Comité Ejecutivo de la Universidad Boliviana (CEUB).  

Una carta dirigida al ministro de Economía y Finanzas Públicas, José Luis Parada, expresa que debido a la iliquidez que sufren las universidades públicas para cubrir sueldos y salarios del personal docente y administrativo, el Sistema de la Universidad Boliviana se declara en Estado de emergencia. “Hasta la fecha la cartera de Estado a su cargo no nos ha remitido respuestas a las notas enviadas a su despacho, a la solicitud de desembolso para que las universidades puedan afrontar sus gastos en los próximos meses”, dice la nota fechada el miércoles 28 de abril que por tercera vez fue remitido al ministerio de Economía.

Las causas preocupantes. Las 11 universidades, a través del CEUB, expresan que los recursos de las tres fuentes de ingreso: coparticipación, IDH y subvención ordinaria, han sufrido una caída considerable con relación al año anterior, cuando el total ejecutado del presupuesto cerró, al 31 de diciembre, en al menos Bs 3.749,5 millones.

La proyección para este año, menciona Mendoza, en el presupuesto consolidado que hasta el momento en que se decretó la cuarentena las universidades estaban preparando, tenía previsto cerrar con un incremento del 7%, lo que iba generar un presupuesto de Bs 4.034 millones.  “Lamentablemente cuando estábamos trabajando en la elaboración de ese presupuesto consolidado, que siempre cada año se hace, para presentar al ministerio de Economía y Finanzas, no encontró las medidas de la cuarentena y nos dejó en esta situación”, argumentó el ejecutivo dl CEUB.

Además, se menciona que dichas proyecciones tienen mucho que ver con el crecimiento vegetativo de las universidades, cuya variable implica proyectar un presupuesto sostenible para toda una gestión. En ese trance, dice Mendoza, que la crisis sanitaria no solo ha paralizado el inicio del desarrollo académico sino la disposición de recursos provenientes de las tres fuentes. “En el mes de febrero fue la última vez que nos hemos reunido con el viceministerio de Tesoro Público, ya nos había dicho que no hay recursos, debido a que el país no estaba recaudando. Entonces, los recursos de coparticipación no nos están llegando, dado que representa el 60% de las planillas de sueldos y salarios, que provienen del TGN”, apuntó Mendoza.

Tres cartas sin respuestas. La CEUB en su declaratoria menciona que en tres ocasiones las autoridades del “presídium” han realizado la representación correspondiente ante el Ministerio de Economía y Finanzas Públicas, a fin de exponer ante las autoridades nacionales la situación económica de cada universidad boliviana.

“A la fecha, el CEUB no ha recibido ninguna respuesta de las autoridades nacionales, y las universidades están quedando sin ninguna liquidez para poder cubrir los sueldos y salarios de los docentes y administrativos, por lo cual, el sistema universitario boliviano resolvió hoy declararse en Estado de Emergencia”, finaliza el documento.